Por Estas y Mil Razones Mas…

¡Amo la danza con locura!

Mi juventud fue plena y feliz gracias a la Danza, quien me ocupo el tiempo entre clases, ensayos y presentaciones durante toda mi niñez y adolescencia… tiempo y energía que definitivamente no sé en que hubiera empleado si no fuese en ella. Durante estos años yo creía vivir solo emociones, pasión y movimientos. Cuando miro atrás entiendo que era más, mucho mas!

La danza me enseño a vivir.

Hoy intento crear un espacio para los jóvenes donde se ocupen con algo productivo y artístico. Donde tengan libertad de ser ellos mismos, pero constantemente me encuentro con gente que no puede ver mas allá de lo que aprenden sus hijos.

Creen que sus hijos están aprendiendo a moverse “lindo”, en realidad están ganando confianza en ellos mismos.

Creen que pasan muchas horas en ensayos, en realidad estarían mucho mas expuestos a cosas negativas en sus propias casas por Internet o en la TV.

Creen que es muy “caro” pagar sus clases, vestuarios y presentaciones, para mi sale mas caro un hijo o hija que no sepa amar y respetar su cuerpo.

Creen que llevarlos y traerlos es molesto, molesto es tratar de adaptar luego a una sociedad a un joven sin puntualidad ni disciplina, sin compromiso alguno.

Dicen que tiene que estudiar mucho y que no tiene tiempo para otras cosas, cuando en realidad estarían aprendiendo a organizarse, a priorizar y a  que la vida debe ser un balance de responsabilidades y cosas que nos apasionan también.

Creen que sus hijos aprenden solo giros y saltos, cuando en realidad están aprendiendo trabajo en equipo, tolerancia, respeto y compañerismo.

Creen que son duras las horas de entrenamiento, cuando la realidad es que están aprendiendo a dar su máximo esfuerzo para ver resultados, a sembrar para luego cosechar y esto luego lo aplicarán a sus futuras carreras de elección.

Creen que el arte debe ser algo pasajero, solo cuando no pueden ver que la capacidad de crear y de expresar les va a quedar toda la vida.

Creen que los horarios son complicados, cuando en realidad complicado es enseñarle a un adulto a competir sanamente, a que su valor no lo determina ninguna medalla ni titulo.

Creen que es una perdida de tiempo, cuando no se dan cuenta de que sus hijos están encontrándose a si mismos, aprendiendo lo que es disfrutar sanamente, en fiestas y actividades que son supervisadas.

Creen que “es mas importante el tiempo en familia” (no digo que eso no sea importante!!!) cuando no conocen el valor de ser adoptado a otra familia donde el denominador común es amar lo que hacemos juntos, aprender de los demás y apoyarnos todos los días. Somos “la otra” familia.

Solo algunas cosas para reflexionar…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s